concentracón rgencias ss

Las actas policiales desmienten a Ayuso: sí había muertos en las habitaciones de las residencias inspeccionadas "Hay una persona fallecida desde las 8:30 horas de ayer día 14"

Un militar de la UME antes de entrar en una residencia del pueblo madrileño El Álamo para realiza tareas de desinfección

Sociedad
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

La Comunidad de Madrid negó la mayor, pero el paso del tiempo y los informes policiales han acabado desvelando un secreto a voces.

En las residencias de la Comunidad de Madrid había residentes fallecidos en sus habitaciones antes de que nadie diera el aviso y sin derivación hospitalaria que hiciese posible un tratamiento adecuado. Tal y como ha desvelado Cadena Ser, nuevas actas de inspección policial lo corroboran, al menos en la residencia Santa Teresa y San José.

"Hay una persona fallecida desde las 8:30 horas de ayer día 14". El acta que contiene dicha prueba está firmada un día más tarde a las 20 horas, probándose así que el cuerpo del fallecido permanecía en su habitación 36 horas después.

Este caso tan grave no es el único que refleja la situación límite que han atravesado los centros de mayores durante la pandemia. Según las actas a las que ha tenido acceso el medio previamente mencionado, en la residencia Santa Genovesa se dio la voz de alarma por parte de los trabajadores, totalmente sobrepasados, que se sentían "en situación de desamparo por las instituciones públicas y que lo único que han obtenido hasta el momento es material donado".

Cuando la UME visitó las residencias la Comunidad de Madrid culpó al Gobierno de estar fabricando pruebas en su contra. Especialmente críticos fueron Isabel Díaz Ayuso y Pablo Casado, que manifestaron en su momento que no entendían que el cuerpo militar prestara ayuda a un sector que consideraban controlada. Testimonio que chocaba con el plenipotenciario de la gestión en aquel momento, Alberto Reyero, que llegó a mandar una misiva a la administración central al percatarse de que había brotes en residencias que podían ser fatales para los residentes de dichos centros.

CONTINUAR...