banner coronel baños

GANEMOS RECLAMA UN PROTOCOLO DE ACTUACIÓN PARA LA PROTECCIÓN DEL ARBOLADO URBANO

Sociedad
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

La propuesta de Ganemos Colmenar tiene su origen en las obras de reforma del parque El Vivero, donde se talaron numerosos árboles obviando alguna de las disposiciones establecidas en la Ley de Protección y Fomento del Arbolado Urbano de la Comunidad de Madrid.

La formación morada denuncia que cuando se solicitó el expediente de la reforma del parque de El Vivero no constaba ni el informe técnico ni el decreto de alcaldía que autorizara la tala, documentos exigidos en la ley. 

“ Es lamentable que la fecha del decreto que autoriza la tela sea posterior a la finalización de la obra. Además, no se puede argumentar razones de urgencia y seguridad para una tala masiva, cuando es evidente que la actuación responde a una actuación urbanística” declara Mariano Martín, portavoz de Ganemos Colmenar.

No es la primera vez que los concejales de Ganemos denuncian talas de árboles que coinciden con obras de remodelación, tal y como sucedió en las obras de renovación de aceras del Paseo del Redondillo o de la Avenida de la Libertad.

Con el objetivo de que se adopten medidas para proteger los árboles de Colmenar Viejo y cumplir con las obligaciones establecidas en la ley, Ganemos propone que se establezca un protocolo de actuación que configure los pasos a seguir cuando se acometan obras de reparación o reforma que impliquen la afectación del arbolado urbano.

Por otro lado, Ganemos exige que se elaboren los instrumentos exigidos en  la Ley de Protección y Fomento del Arbolado Urbano de la Comunidad de Madrid: un inventario municipal del arbolado, que debe actualizarse periódicamente, y que obliga a poner en marcha una gestión dinámica de los elementos vegetales por medio de la elaboración de un Plan de Conservación del arbolado urbano, que debe actualizarse con una periodicidad no superior a cinco años.