¿Tienes un Huawei? Así te puede afectar el veto de Google

Economía
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive

El veto de EE.UU. a la compañía china, que entrará en vigor dentro de tres meses, impedirá que ningún futuro móvil de Huawei tenga acceso a los servicios de Google

El asunto entre Google y Huawei viene de largo. Parte de las tramas del Gobierno de EE.UU. con la empresa china en una escalada de acusaciones de espionaje (con ejecutivos retenidos y conflictos diplomáticos) y termina por incluir a Huawei en una lista negra comercial que ha pasado de la ofensiva arancelaria al bloqueo directo. De este modo, y desde el pasado domingo, Google y otras empresas tecnológicas norteamericanas han obedecido las directrices del presidente del país, Donald Trump, para interrumpir la venta de componentes y softwarea Huawei. Un paso más en la guerra comercial entre ambos países que, en la práctica, supone un golpe mortal a la expansión del gigante chino de las telecomunicaciones. ¿Y para los usuarios de sus dispositivos móviles? Lo vemos a continuación.

Lo primero fue la prohibición de vender sus móviles en Estados Unidos, complementada con la orden de no poder vender su equipamiento de red 5G en el país. Y el desenlace, desde el domingo pasado, ha sido el de la prohibición completa. Por ella, ningún futuro móvil de Huawei tendrá acceso a la Google Play Store ni a los servicios de Google. Una decisión unilateral y rotunda que aboca el futuro de la compañía al abismo. Todo un conflicto que encierra la batalla de Estados Unidos por mantener su liderazgo tecnológico frente a la emergente china, que había pasado en pocos años de ser un fabricante más de móviles baratos a codearse entre los gigantes Apple y Samsung.

Posturas oficiales: esto dicen Google y Huawei

Tras el primer susto, parece haberse confirmado que hay una moratoria de 90 días para que las sanciones sobre Huawei sean efectivas. Así nos lo ha confirmado un portavoz de Google, quien señala que "es de interés para todos mantener los móviles actualizados y seguros, y este permiso temporal nos permite continuar ofreciendo actualizaciones de software y parches de seguridad a los modelos existentes durante los próximos 90 días".

Por su parte, la postura oficial de Huawei se basa en tres grandes aseveraciones con las que reconocen sus valores, garantizan la seguridad y proponen construir un software seguro: "Huawei ha contribuido considerablemente al desarrollo y crecimiento de Android alrededor del mundo. Como partner clave de Android, hemos trabajado conjuntamente con la plataforma de código abierto para desarrollar un ecosistema que ha beneficiado tanto a la industria como a los usuarios. Huawei seguirá proporcionando actualizaciones de seguridad y servicios postventa a todos los smartphones, tabletas y dispositivos Huawei y Honor, tanto a los que ya se hayan vendido como a los que siguen estando en stock en todo el mundo. Seguiremos construyendo un ecosistema de software seguro y sostenible, para ofrecer la mejor experiencia a todos los usuarios del mundo".

Pero, más allá de las declaraciones institucionales, esta ruptura genera múltiples dudas entre los consumidores, los principales afectados de la lucha de gigantes. Veamos en 12 preguntas cuál puede ser el impacto de este episodio global:

1. ¿Cómo de grande es este problema?

Bastante grande. Más de 360 millones de móviles activos en todo el mundo son de Huawei. En España, un tercio de los terminales nuevos son del fabricante chino.

2. ¿Merece la pena ahora comprarse un Huawei?

Una cosa sí que es cierta: ante el desconcierto generalizado (aunque aduciendo otras razones), las grandes plataformas están empezando a vender su stock de smartphones y tabletas de la marca china con notables descuentos.

3. ¿Qué hago con mi nuevo móvil de Huawei?

Algunos expertos han indicado que la obsolescencia será inevitable y que, si no cambian los escenarios en las próximas semanas, lo más prudente sería comenzar a pensar en cambiar de dispositivo.

4. ¿Qué le ocurrirá a un smartphone Huawei?

Los móviles de la marca asiática pueden estar condenados a la obsolescencia y quedarse al margen de todas las actualizaciones futuras.

5. ¿Podré acceder a la Play Store, usar Gmail, Google Maps o YouTube?

A través de la cuenta oficial de Android en Twitter, Google asegura que los teléfonos Huawei actuales no perderán Google Play ni el acceso a sus apps, ni tampoco Google Play Protect, el sistema de seguridad de la tienda.

6. ¿Qué implica que un teléfono quede al margen de las actualizaciones?

Básicamente, un problema de seguridad y un estado de alerta permanente ante posibles reveses futuros. Aunque, como parece, se garantiza por el momento el acceso a los servicios de Google, lo que sucederá es que las sucesivas versiones del OS (el sistema operativo de Huawei) no se podrán instalar, abriendo la puerta ante tempestades de futuros bugs y fallos de seguridad.

7. ¿Qué supone quedarse fuera de la plataforma?

Una especie de ostracismo digital en donde aparezcan nuevos peligros. Si el repliegue de los servicios del ecosistema Google es radical, Huawei deberá desarrollar el sistema alternativo que dice ya está barajando. Una serie de servicios que, presuponemos, no serán de la misma calidad que el paraguas tecnológico del gigante de Silicon Valley.

8. Pero ¿mi Huawei dejará de funcionar?

No, para nada, pero las actualizaciones sí lo harán. Por lo pronto, Huawei se verá abocada a abandonar la plataforma Android. Y, ante esto, la experiencia de usuario y las bondades digitales del teléfono cambiarán sensiblemente.

CONTINUAR...