banner censura diariocolmenar

Miércoles, 27 Octubre 2021 13:21

EL CABALLERO NEGRO

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

DATOS Y CITAS:
Cortesia wikipedia y otras.
El Caballero negro (Black Knight satellite en inglés)3​ es el nombre otorgado a distintos fenómenos ufológicos dados a conocer durante el siglo xx, como señales de radio anómalas y diversos objetos que orbitaban la Tierra, sin identificar correctamente en los primeros momentos.

El objeto denominado «Caballero negro» más reciente (1998), fue un objeto espacial ampliamente discutido que orbitaba la Tierra, y que causó un intenso debate entre la comunidad científica, los ufólogos y los usuarios de Internet. Desde la perspectiva ufológica, ha sido considerado por los seguidores de la teoría de conspiración como un objeto de origen extraterrestre y de una antigüedad de 13000 años, orbitando la Tierra con una trayectoria casi polar.4​ Sin embargo, críticos y académicos lo han calificado de teoría de conspiración y mito, resolviendo que este objeto concreto se trataba de basura espacial: una protección térmica desprendida accidentalmente durante la misión STS-88 del transbordador espacial, y denominada S025570 1998-067C por el NORAD.56

Según los partidarios de la teoría de conspiración del tema ufológico, el Caballero negro es un satélite alienígena que ha orbitado la Tierra durante 13000 años.754​ Sin embargo, el objeto misterioso es probablemente una mezcla de varias historias desconectadas, según manifestó Martina Redpath, especialista de soporte del Planetario Armagh en Irlanda del Norte.754

El Caballero negro es el resultado de una mezcla de historias sin relación alguna entre sí; reportes de observaciones científicas inusuales; autores promocionando ideas poco convencionales; satélites espías clasificados y personas dejando volar la imaginación al ver las fotos. Esos ingredientes se cortaron, se salpicaron y se mezclaron en Internet para convertirse en una poción mítica inconsistente y confusa.5

El origen de la leyenda del Caballero negro es a menudo explicado como procedente de la escucha de radiofuentes naturales extraterrestres (púlsares) durante los experimentos de radio de 1899 de Nicola Tesla,8​ y ecos con un alto retraso oídos por primera vez por un radioaficionado, Jorgen Hals, en OsloNoruega en 1928.9​ De acuerdo al Daily Express, «los ruidos de 1899 y 1928 permanecen en el misterio, pero entre las posibles causas no se incluye a ningún satélite alienígena, de acuerdo a los científicos.»4

En 1973, el escritor y astrónomo aficionado escocés Duncan Lunan analizó ecos de radio con gran retraso recibidos por Hals y otros, y especuló que podría tratarse de una sonda alienígena de 13000 años de antigüedad, situada cerca de la estrella Epsilon Bootis. Posteriormente, Lunan retiró sus conclusiones, admitiendo que cometió un «gran error» caracterizando sus métodos como «no científicos».754

En 1954, los periódicos difundieron historias citando una declaración del investigador ufólógico Donald Keyhoe aclarando que la Fuerza Aérea de los Estados Unidos reportó dos satélites detectados en órbitas cercanas a la Tierra. En ese entonces, no existía tecnología para lanzar un satélite, sin embargo, los escépticos afirman que «Keyhoe había estado promocionando un libro de ufología en ese tiempo» y que las noticias habían sido escritas probablemente en un estilo irónico y que no tenían el propósito de ser tomadas en serio.754

En febrero de 1960, la revista TIME reportó que la Armada de los Estados Unidos había detectado un objeto oscuro que se sospechaba que era un satélite espía en órbita de la Unión Soviética. No obstante, un artículo de seguimiento confirmó que el objeto era «los restos del satélite Discoverer VIII de la Fuerza Aérea que se extravió».7104

En 1963, el astronauta Gordon Cooper reportó un supuesto ovni durante su decimoquinta órbita en el Mercury 9 que fue confirmado por las estaciones de seguimiento. Sin embargo, los críticos dijeron que no había evidencia de lo que realmente pasó.745​ Según el autor escéptico Brian Dunning, explicó:

La historia apareció en cada libro de ufología sobre el caso del Caballero negro, pero no hubo registro de la NASA de tal cosa, ni del personal de la estación de radio ni de cualquier fuente contemporánea. Es una moderna invención de escritores.7

La prueba más definitiva sobre la fotografía del satélite Caballero negro se obtuvo cuando se divulgó un video sobre la misión STS-88. El periodista espacial Andres de la Rosa aclaró que, lo más probable era que el Caballero negro se trataba de una manta térmica que se desprendió durante una actividad extravehicular.15​ Oberg explica que las características morfológicas de la manta térmica pudieron proporcionar la extraña apariencia del Caballero negro en la distancia.1

En este vídeo se muestra que existen tres mantas térmicas que están levemente atadas a la espera de instalación, y que luego de la operación, una de las mantas se le escapó de las manos al astronauta Jerry L. Ross. La forma de la manta térmica es descrita como una «flor aplastada con pétalos cortados en cuadrado».1​ Mientras la manta térmica flotaba en el espacio, dando tumbos, toma la forma del Caballero negro.

 En noviembre de 2015, Pepsi lanzó un vídeo promocional titulado «Caballero negro decodificado» que «imagina un rico relato ficticio sobre lo que algunos creen que es una entidad muy real, el satélite Caballero negro». El video incluye las apariciones de David Oyelowo y Freida Pinto, con la producción de James Frey y música de Usher.11

CONCLUSIONES:

En febrero de 1960 EEUU, detecto un objeto no identificado colocado en órbita polar, cuando ni EEUU, ni los rusos podían hacerlo en esa época. 

En 1963 el astronauta Gordon Cooper  dio 22 vueltas a la tierra. En la órbita 22 reporto haber visto un objeto verde brillante. Pero al regresar a la Tierra no se le permitió hacer declaraciones y tres semanas después dijeron que había sido por un fallo eléctrico que produjo un exceso de dióxido de carbono. Lo que le produjo alucinaciones. Cooper no volvió a hablar de ello, pero estaba convencido de lo que vio y esto le costó no formar parte del proyecto Apolo.

El astronauta Yury Gagarin también reporto haber visto un objeto cerca de su nave.

En febrero de 1960 astrónomos de todo el mundo seguían la trayectoria del Sputnik  cuando de pronto detectaron un objeto que estaba pasando cerca del Sputnik y se considero que el objeto era tan grande que no había podido ser lanzado con los cohetes de la época. 

El 7 de marzo de 1960 la revista Time publicó un artículo reportando que el nuevo sistema de radar de EEUU, que posteriormente pasaría a ser parte del NORA, había detectado un objeto extraño en el cielo que había sido identificado como un pedazo de un satélite fallido norteamericano, siendo esta la explicación oficial. Con lo que una vez más se miente a la opinión pública. 

Hay una buena cantidad de satélites ahí arriba: De comunicaciones, espionaje, militares, clima. Algunos ya están en desuso. 

Pero hay un satélite que no pertenece a los EEUU ni a la URSS y se estima que puede llevar ahí arriba 13.000 años. Es el llamado Caballero Negro.

Cuando  Nicola Tesla construyo en 1899, en Colorado Sprins, el primer emisor receptor de ondas de radio. Detecto al poco tiempo una señal que era demasiado periódica, como para ser considerada natural y pensó en un principio que la señal venia de Marte. Pero después se dio cuenta que era imposible que viniera de Marte y creyó que tenía que venir de algún lugar en la órbita terrestre.

 Marconi también anuncio la recepción de una extraña señal proveniente del espacio. Esta señal se recibió durante varios días para luego desaparecer completamente. 

Y debido a que las ondas de radio generadas en tierra se multiplicaron ya no era posible detectar esta señal. 

En 1953 comenzaba la carrera espacial y la guerra fría. Un grupo de astrónomos del departamento de defensa de EEUU, detecto un extraño objeto orbitando la tierra y pensaron que era de los rusos. Al objeto se le bautizo como el Caballero Negro.

El prestigioso astrofísico de la universidad de Nuevo Mexico, Lincon Laplace y el prestigioso descubridor del planeta Plutón, Clay Tombau investigaron esto y concluyeron que se trataba de un pequeño asteroide que había quedado atrapado en la órbita. Sabiendo ambos perfectamente que eso es prácticamente imposible que se produzca. Con lo que hay que preguntarse ¿Qué les obligo a decir esto?

En los años setenta un aficionado a la astronomía Duncan Luna supuso que había algo más que una simple onda de radio y comenzó a buscar un mensaje oculto. Descubrió que si los retrasos de señales se dibujaban en un plano cartesiano, con respecto a su eco se obtenía la imagen de la constelación de Epsilon Bootes tal como era hace 13.000 años. Y además había un mensaje oculto que decía : EMPIECE AQUÍ, NUESTRO HOGAR ES EPSILON BOTIS, VIVIMOS ES UNA ESTRELLA DOBLE, VIVIMOS EN EL SEXTO PLANETA DE SIETE CONTANDO HACIA AFUERA DEL SOL QUE ES EL MAS GRANDE DE LOS DOS, NUESTRO SEXTO PLANETA TIENE UNA LUNA, NUESTRO CUARTO PLANETA TIENE TRES, NUESTRO PRIMER Y TERCER PLANETA CADA UNO TIENEN UNA, NUESTRA SONDA ESTA EN LA ORBITA DE SU LUNA, ESTO ACTUALIZA LA POSICION DE ARTURUS MOSTRADA EN NUESTROS MAPAS

La conclusión de Duncan Lunan fué que una civilización muy avanzada envió hace miles de años un satélite a la órbita de nuestro planeta un satélite para que se activara apenas fuésemos capaces de enviar ondas de radio. La comunidad científica se mofo de las conclusiones de Duncan Lunan. Y debo añadir que su relato no tiene ninguna credibilidad. 

Rafael Alfonso Alfaro García.

Visto 475 veces Modificado por última vez en Miércoles, 27 Octubre 2021 13:24

Lo último de Rafael Alfonso Alfaro García

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.