El nuevo gobierno duplicará el número de cargos nombrados a dedo

Actualidad
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

Poco a poco se van conociendo más cuestiones sobre al letra pequeña del pacto del gobierno entre PP y C’s. Una de estas consecuencias es la decisión del nuevo gobierno municipal de duplicar el número de cargos denominados de confianza, pero que se trata de personas nombradas a dedo por los responsables políticos, que pasarán de tres a seis personas.

Es cierto que la Ley permite que aquellos Ayuntamientos que se encuentren entre 20.000 y 50.000 habitantes, tienen derecho a disponer de siete cargos de confianza, cargos que generalmente recaen en personas muy allegadas a los que realizan sus nombramientos, bien a nivel familiar o de amistad. Por lo que esta decisión de duplicar este número de cargos supondrá para las arcas municipales algo más de 100.000 euros anuales.

Donde dije no ahora digo si

Lo que si resulta cambiante es el criterio de la formación naranja. Hace cuatro años, Ciudadanos voto en contra de esta ampliación de cargos nombrados a dedo, igual que el resto de la oposición, obligando al alcalde en ese momento, Miguel Ángel Santamaría, y a quien le sustituyó tras dimitir por el casos de la imputación de los expediente urbanísticos, que también afectan al actual, Jorge García, a que se tuvieran que conformar con los tres puestos que se le permitieron.

Después de que C’s decidió no contar con los tres concejales que tenía en la anterior formación, lo que le supuso una pérdida considerable de votos, ahora y tras entrar en el equipo de gobierno, ha cambiado, una vez más de criterio y junto con el PP ha acordado aprobar esta decisión ya que les afectará de manera directa para poder incluir alguna persona de su círculo político.

Con esta decisión, el PP vuelve a retomar lo que hace cuatro años le obligaron a dar marcha atrás y aunque los nuevos cargos se supone que deben realizar únicamente labores de confianza, los cierto es que por los puestos aprobados, se trata de trabajos que podrían realizar el personal funcionario del Ayuntamiento, perfectamente preparado y que ocupa su puesto tras superar una dura oposición, todo lo contrario del personal que se va a contratar.

Igualdad, mérito y capacidad

Además de lo curioso de la postura de Ciudadanos de hace 4 años cuando se posicionó en contra de este tipo de contrataciones a dedo, porque no se cumplían los principios que se requieren en cualquier puesto de trabajo de la administración, que son los de igualdad, mérito y capacidad, ahora apuesta por las contrataciones a dedo.

Los puestos propuestos por la alcaldía para ser nombrados a dedo corresponden al de Jefe de Gabinete de Alcaldía, el puesto de más alto nivel y de mayor remuneración y el único que la oposición considera viable y que evidentemente volverá a recaer en la mano derecha y amigo del alcalde, Borja García, que fue la primera persona que contrató Jorge García nada más acceder a la alcaldía, lo que le obligó a dejar Ciudadanos de Madrid y anteriormente el PSOE, del que llegó a ocupar un puesto de concejal.

Los otros puestos corresponde al responsable de Prensa, al responsable de Comunicación, a dos técnicos, uno de concejalías y otro de alcaldía y finalmente a un asistente de concejalías. Desde la oposición se han criticado estos nombramientos, porque se trata de tareas que pueden realizar los técnicos municipales, ya que no se trata de puestos de confianza especial y además viene a demostrar la escasa confianza que la alcaldía tiene en al plantilla municipal.

CONTINUAR

FUENTE:  http://www.clamores.org