Publicidad

Dime tu edad y te diré cómo te ‘maltrata’ el seguro

Economía
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

Es todo un clásico. Cuando el hijo o la hija se sacan el carné de conducir viene uno de los momentos más ‘dolorosos’. No, no se trata de darle el capricho de turno comprándole el coche de sus sueños, sino de elegir el seguro. Una cuestión nada baladí.

Dos son las causas que disparan el precio del seguro de coche para los conductores más jóvenes: la inexperiencia al volante y el mayor riesgo de sufrir un siniestro. Por eso, las compañías de seguros no dudan en penalizarlos con primas más altas.

 

¿Cuánto? Según Rastreator, los jóvenes, por término medio, vienen a pagar una media de 725,3 euros por sus pólizas. Y los conductores más experimentados, ¿cuánto pagan? Prácticamente, la mitad: 365,5 euros. Es decir, que los ‘novatos’ tienen que sacar de su bolsillo una media de 360 euros más que aquellos conductores que tienen entre 40 y 49 años.

Las compañías de seguros no dudan en penalizar a los jóvenes con primas más altas

“Los jóvenes suelen asumir primas mucho más elevadas aunque sean buenos conductores. Por este motivo es aún más importante comparar entre las distintas opciones del mercado para encontrar aquellas compañías o productos que cuentan con primas más ajustadas para los más jóvenes. Cabe recordar que comparar ofertas permite ahorrar una media de 172 euros al año en la prima del seguro de coche”, apunta Víctor López, director de Aseguradoras de Rastreator.

SEGURO PARA TODOS LOS BOLSILLOS

La diferencia de precio entre los seguros varía dependiendo del tipo de seguro que se escoja. Por ejemplo, y durante 2018, en el seguro a todo riesgo, la prima pagada por los jóvenes de entre 18 y 24 años fue de 1.742,83 euros, por término medio. Para aquellas personas con una edad entre 40 y 49 años, el precio medio fue de 832,98 euros. Es decir, hablamos de un 109% de diferencia (909,8 euros).

No es esta la mayor brecha. La misma se da en el caso de los seguros a todo riesgo con franquicia (un 151%). De 960,79 euros para los ‘babys’ y de 383,28 euros para los ‘seniors’. Si nos centramos en los seguros a terceros, el porcentaje es similar (149%): de 615,28 euros para unos, frente a los 248,61 de otros.

Donde los precios están más igualados es en la categoría de terceros ampliados, donde los novatos pagan de media 503,27 euros por los 318,15 euros de los veteranos. Un ‘raquítico’ 58% de más si los comparamos con las categorías antes expuestas.

Para que esta brecha no sea tan grande como un abismo, y todo el mundo pueda disfrutar de su vehículo a un precio no desorbitado del seguro, en Rasteatror aconsejan, en primer lugar, prestar atención a la potencia del coche que se maneja. La ecuación es bien sencilla: las aseguradoras piensan que, a mayor potencia, mayor riesgo de siniestro. ¿Traducción? O no lo aseguran, o le ponen un precio por las nubes.

Otra opción para desinflar el precio es elegir un seguro con franquicia. Eso sí, tener una prima más ajustada tiene su contrapartida, ya que, en caso de siniestro, deberá asumir una parte del coste.

Lo primordial, en todo caso, es ser un buen conductor. Con estos ‘antecedentes’, la compañía acabará premiando al conductor rebajando el precio en la revisión de la póliza. Y, si no lo hace, la competencia estará encantada de acogerle en sus brazos.

Por último, algunas compañías de seguro ponen sobre la mesa a los jóvenes de entre 18 y 30 años un producto por el que se paga según determinadas variables como las horas que se conduce, la velocidad al volante, o el tipo de carretera por el que se circula. Parámetros que acaban en una oferta del seguro ajustada al perfil.

CONTINUAR...

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar